Colectivo Los Rizomeros

Categories: Novedades

Rizoma

Desde octubre del año 2011, funciona en la Ciudad de Río Cuarto, un colectivo llamado “Los Rizomeros”, formado por psicólogos, escritores, abogados, filósofos y estudiantes de psicología. Compartimos la presentación del mismo a través de la voz de sus propios integrantes:

¿Cómo surge la idea de formar  los Rizomeros?

R: Comenzamos con la idea de realizar algunos talleres como una experiencia orientada a lograr un dispositivo de deconstrucción de los diagnósticos psiquiátricos y en general, que interpelase las  herramientas de dominio y colonización de la subjetividad cuya meta son las modelizaciones clínicas hegemónicas. Esta actividad, luego del trabajo, los encuentros periódicos y las producciones que se generaron, devino en este colectivo que dimos llamar “Los Rizomeros”. Nos pronunciamos como un colectivo interdisciplinario que opera desde los márgenes y conjuga la diversidad en los espacios entre.

¿Por qué eligen llamarse “colectivo”? ¿Qué significa esto para ustedes?

R: Llamamos colectivo, siguiendo la idea de Guattari, al espacio de encuentro de discursos, disciplinas, saberes, sujetos, que sin abandonar su lugar de procedencia, aportan a una producción común que no se ubica en ningún lugar específico, al colectivo asisten: estudiantes de psicología, abogados, escritores, psicólogos. Rizomeros no es un grupo de estudio, tampoco un equipo de investigación: toma su nombre a partir de haber adoptado la categoría deleuziana de “Rizoma” que permitió el entramado clínico – literario, objetivo tanto de esta presentación como de la existencia misma del grupo.

¿Qué hacen? ¿Con quiénes son los talleres?¿Dónde los encontramos?

R: El trabajo que presentamos conjuga, al modo de las cartografías, componentes de la clínica con producciones literarias. Las producciones siguen una dinámica de fragmentos/montajes que tomamos prestada de la literatura, que ya desde los movimientos vanguardistas de inicios del siglo XX, desarticularon la lengua mayor, haciendo posible un devenir minoritario, propio de las voces de los márgenes. La literatura habla necesariamente desde la periferia, deconstruyendo sentidos y ampliando posibles, en verdadera fraternidad con una clínica que se rebele a toda pretensión de ubicarse como excluyente, modelizadora y definitiva.

Nada de representaciones claras y definitivas. Por el contrario, voces en resonancia que nos alejan de la monocorde repetición de lo mismo. Polifonías que producen encuentro. Un encuentro alegre, diría Spinoza, porque conjura la tristeza y potencia la producción. Pura intensidad del devenir. Entre palabra y palabra el mundo se hace más digno.

¿Sería posible leer alguna producción del Colectivo?

R: Compartimos a continuación el Primer Manifiesto Rizomero, escrito en la primavera de 2013, como aprendimos de las vanguardias literarias revolucionarias de la lengua con su habitual desafío, humor e irreverencia en el decir.

 

PRIMER MANIFIESTO RIZOMERO

Río Cuarto- Primavera 2013  

“Si el lenguaje es nuestra casa

somos responsables de que las palabras

sean puertas que se abran y no postigos que nos encierran”.

 

*Frente:

-A los académicos ortodoxos, afanosos pseudo-hermeneutas que, con sus capas “old fashion”, encarnan las contingencias del sujeto y las hacen propias, como si de ellos manaran los cordones umbilicales de la humanidad,  y en su estrepitoso recorrido, exhibieran la verdad única, cual piedra filosofal del existir; artífices de una clínica que disciplina, que borra las diferencias y obedece a un Amo de voz omnisciente… (flor de delirio, ¿no?).

A favor:

-De todas las verdades posibles que resuenen en los acantilados subjetivos de cada historia; a favor, del mestizaje y los discursos abre-líneas; a favor, de la letra que huye montada en líneas de fuga y nos enseña encuentros polifónicos que dicen que cada uno de nosotros es varios; a favor, de que el diván, silla, banco de plaza o, por qué no, el sillón del dentista, atenten contra lo Uno, siempre y cuando no se deje capturar por un Atila cualquiera.

 

*Frente:

– A una puesta en escena romántica y benévola, plena de colores luminosos propios de un siglo de luces de neón y salones de baile donde unos pocos pueden bailar; frente, a una melodía monótona que se encarga de silenciar las armonías disonantes que otros proponen escuchar.

A favor:

-De una clínica de los márgenes que trabaje a partir del borde y los desbordes de la vida que persevera, y no se enteró de qué se tratan los diagnósticos de manual; a favor, al fin, de las orillas que insisten con la fuerza de las mareas y atentan contra los discursos preponderantes y seniles.

 

*Frente:

-A la clínica que le pone las “orejas de burro” al que no sea lo que, según su antojo, hay que ser; frente, a una ciencia gris que no conoce de historias ni sujetos; frente, a la sobreabundancia de interpretosis que insiste en los secretitos de papá-mamá; frente, a los sicarios que ametrallan el devenir.

A favor:

-Del acontecimiento como apertura de posibles; a favor, de que los “doctorcitos” dejen de serlo para ser sujetos entre “sus locos”, enarbolando el estandarte del deseo y la potencia que entraman sentidos, planos y cuerpos; a favor, de un inconsciente que en la escena clínica se agencie ENTRE los devenires del diván y del sillón.

 

*Frente:

-A los titulosos atrapados en el corsé de los grados académicos, enemigos de Heráclito, bañándose siempre en el mismo río, abstinentes, al fin, de un sublime atracón de poesía.

A favor:

-De una clínica que invite a su banquete a Melanie y a la Pizarnik, a Henry Ey con Oliverio Girondo, a Lacan y a Macedonio, a Bandura con Olga Orozco, a Sigmund con Jorge Luis y a Deleuze con Roberto Arlt.

 

Por cualquier inquietud…Manda Rizoma al 2020 y recibirás una práctica línea de fuga…

 

LOS RIZOMEROS

  • Berlaffa, Jorge (Psiquiatra)
  • Bolivar, Ma. Alejandra (Psicóloga)
  • Cagnolatti, Gabriela (Estudiante de Psicología)
  • Cambursano, Soledad (Estudiante de Psicología)
  • Cappellón, Laura (Psicóloga)
  • Davicino, Micaela (Psicóloga)
  • Emma, Ma. Virginia (Escritora y Abogada)
  • Freile Facundo (Fotógrafo)
  • Gallo, Nicolás (Psicólogo)
  • Gil, Rita (Escritora y Filósofa)
  • Magallanes, Ma. Rosario (Psicóloga)
  • Nazario, Laura (Psicóloga)
  • Parmigiani, Mónica (Lic. en Letras)
  • Rosales, Noelia (Psicóloga)
  • Terzo, Alejandro (Estudiante de Psicología)
  • Vanella, Ma. Constanza (Psicóloga)

 

Author: Rosario Magallanes

Soy miembro del Cic -Centro Integrador Comunitario- del Barrio Cristo Obrero (Río Cuarto); y trabajo también en Conatus -Asistencia interdisciplinaria de bebés, niños, adolescentes y adultos-. Feliz futura Residente de Risam. Rizomera y amante de la música.

Deja un comentario

*